Corte de Inmigración

Procedimientos de deportación (proceso de deportación) es el proceso utilizado por el gobierno de Estados Unidos a extranjeros, incluyendo aquellos que son admitidos legalmente como residentes permanentes, ante un juez de inmigración. Si se le solicita a una persona para comparecer ante la corte de inmigración, esto significa que el gobierno de Estados Unidos tiene la intención de removerla (deportarla) de los Estados Unidos.

Los inmigrantes son convocados ante un juez de inmigración por varias razones incluyendo, pero no limitados por: quedarse con una visa; ingresar con documentos fraudulentos; tener arrestos y condenas por delitos menores o delitos graves. En algunas ocasiones, el alivio de remoción (deportación) es posible. Según el caso, el alivio puede ser en forma de cancelación de expulsión; asilo político, exenciones de inadmisibilidad o indultos disponibles bajo la ley de inmigración y naturalización.

Sin embargo, algunos casos pueden ser desestimados a un nivel preventivo. Una persona puede solicitar que el Tribunal cancele o anule una decisión anterior mediante la presentación de una moción oportuna con un juez de inmigración o a la Junta de Apelaciones de inmigración.

Después de la conclusión de un caso, sujeto a tiempo y limitaciones de números, una moción para reabrir un caso también puede ser solicitada para presentar pruebas materiales nuevas o adicionales que no estaban disponibles en la vista original.

Arrestos por violaciones a la ley pueden ocasionar que un inmigrante sea derivado y detenido por el sistema de inmigración. Esto significa que la persona no será liberada de la cárcel, incluso después poner una fianza para la acusación penal subyacente. Hay muchas veces que esta espera de inmigración es ilegal o inadecuada porque no hay ninguna convicción de la acusación criminal o de los cargos que se le imputan.

Además, el detenido, puede ser elegible para una fianza de inmigración. La elegibilidad puede ser denegada no obstante si la persona tiene antecedentes penales. El Departamento de seguridad nacional también tiene la facultad de ejercitar un juicio favorable y conceder la libertad condicional de una persona si es elegible.